Los frenos

Los frenos

¿Qué son los frenos?

No queremos ponernos muy técnicos para hablar de los frenos, aunque para hablar de este tema si que vamos a tener que soltar unos cuantos “palabros” y términos que son un poco técnicos, así que trataremos de simplificar todo lo posible.

Los frenos son un dispositivo utilizado para detener o disminuir la velocidad de algún vehículo. Fácil, ¿no?.

¿Os acordáis de eso que dijo un tipo que la energía ni se crea ni se destruye, que solo se transforma?, pues bien, ese tipo no era otro que Antoine Lavoisier. Bueno, realmente el dijo:

Antoine Lavoisier

“La materia ni se crea ni se destruye, sólo se transforma”

(lo que en el fondo es lo mismo).

Los frenos son transformadores de energía, por lo cual pueden ser entendidos como una máquina per se, ya que transforman la energía cinética de un cuerpo en calor o trabajo y por tanto pueden visualizarse como “extractores” de energía.

Los frenos de disco son un sistema de frenado usado normalmente para ruedas de vehículos, en el cual una parte móvil (el disco) solidario con la rueda que gira es sometido al rozamiento de unas superficies de alto coeficiente de fricción (las pastillas) que ejercen sobre ellos una fuerza suficiente como para transformar toda o parte de la energía cinética del vehículo en movimiento, en calor, hasta detenerlo o reducir su velocidad. 

Los frenos. Freno de disco

El mecanismo es similar en esto al freno de tambor, con la diferencia de que la superficie frenante es menor pero la evacuación del calor al ambiente es mucho mejor, compensando ampliamente la menor superficie frenante.

Los frenos de tambor

¿Qué daños pueden sufrir los frenos? 

Los discos pueden sufrir diferentes daños: alabeo, rayado, rotura y cristalización.

Alabeo de los frenos.

El alabeo se produce por un sobrecalentamiento de la superficie de frenado que provoca una deformación en el disco. Esto provoca vibraciones en la frenada y una disminución en la potencia de frenado. El alabeo puede ser prevenido con una conducción menos exigente con los frenos, aprovechando el freno motor con un uso inteligente de la caja de cambios para reducir la carga del freno de servicio. 

Pisar el freno continuamente provoca una gran cantidad de calor, por lo que debe evitarse para verificar se mide con micrómetro (el espesor) y con un reloj comparador (para medir la deformación).

 

Rotura de los frenos.

La rotura está en todos los tipos de discos, en los que pueden aparecer grietas entre los agujeros, (para los ventilados y súper ventilados), y grietas en la superficie de fricción que tiene el disco.

 

Rayado de los frenos.

Es producido cuando las pastillas de freno no están bien instaladas o son de material más duro que el material proveniente de los discos, esto al frenar provoca un rayado en el cual hace que el disco, en la superficie de fricción se deforme. La solución para este problema es el rectificado de ambos discos. 

 

Cristalización de los frenos.

Las pastillas se cristalizan cuando, al momento de frenar, el material de fricción del disco con las pastillas generan una mayor temperatura (por ejemplo, al frenar desembragado en la bajada de una cuesta),y a su vez generan que la resina que contiene el material de fricción se haga líquida y suba a la superficie formando una capa que evita el rozamiento y la abrasión entre ambos objetos, provocando que el disco o la pastilla se deterioren, quedando la pastilla con un brillo en la superficie y con textura ultra dura y el disco en cambio de un color azulado, pudiendo aparecer micro fisuras a raíz de dicha cristalización. 

Sin duda los frenos son parte de seguridad activa fundamental de nuestro coche, moto, bicicleta o patinete… que requieren mantenimiento y cuidado.

Mantenimiento de los frenos en el taller.

El juego de herramientas se utiliza para reemplazar pastillas y zapatas de freno y rotar el pistón en la pinza de un automóvil, camión o vehículo con frenos.

La tecnología juega un papel principal en este tema y es que algunas marcas están, investigando y desarrollando para sus vehículos diferentes sistemas de alarma anticolisión e incluso sistemas de frenado inteligente

Dependiendo de la marca, el coche contará con mayor o menor autonomía para desviar la dirección o frenar en seco para evitar la colisión. Mientras que las alarmas alertan de la proximidad del objeto o sujeto, dejando la responsabilidad al conductor para que actúe en consecuencia.

Los coches más avanzados incorporan ambos sistemas, dejando primero libertad de maniobra y actuando, después, de una manera autónoma. Un nuevo ejemplo en el que, si la tecnología camina de la mano de la seguridad vial, pueden salvarse muchas vidas.

Maneras de prevenir accidentes.

Otra medida, de la que ya hablábamos en otro de los artículos, para evitar atropellos es la de los pasos de peatones en 3D. Si hace dos años mencionábamos esta innovadora medida que había causado furor en Islandia, ahora anunciamos que la idea ya ha llegado a España. En Torrent (Valencia) se ha decidido pintar estos pasos de cebra, que parecen tridimensionales. Se han colocado en la entrada a los centros de educación, como parte del proyecto de Rutas Escolares Seguras.

Operarios pintando paso de peatones en 3D
Paso de peatones en 3D

Los conductores despistados, que no cuenten con el sistema de frenado automático, seguramente, reducirán la velocidad en estas calles. Gracias al efecto tridimensional que prevendrá de muchos sustos y accidentes. Pero de cómo debemos cruzar la calle ya hemos hablado en otros artículos, que aquí os dejo el enlace. Por si queréis curiosear un poco más.

🚦Pequevial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*